Loading

Blog

AL MAL TIEMPO, BUENA CATA (VOLUMEN 1 ARTADI)

La Masía de Chencho celebró su primera cata el pasado 25 de enero tras la apertura de su nueva bodega y para la ocasión tuvo el honor de contar con la presencia de Juan Carlos López de Lacalle, propietario y enólogo de las bodegas Artadi see this page. La cata consistió en una vertical de Viña El Pisón donde se degustaron desde la reciente añada 2009 con una frutosidad y una fuerza encomiable, hasta la añada 1999 donde vimos la finura y elegancia que puede llegar a tener este vino. Hasta llegar a este último vino,pasamos por las añadas 2007, una de las favoritas de Juan Carlos, por la menos mediática 2006 pero que nos sorprendió a todos los presentes por su increíble amabilidad.

El tiempo se paró cuando llegó el 2005, probablemente el vino de la noche, vino eterno y envolvente.La añada 2004 nos trajo un vino poderoso, con una longitud excelsa y una persistencia infinita. Los presentes pudieron disfrutar de una cena maridaje, que consistió en un pica pica de Jamón ibérico de bellota sobre pan de cristal y tomate natural y unas deliciosas papas chips con el divertido cava que elabora Juan Carlos, Artadi Brut ’07.Una vez en mesa, empezamos con unas Anchoas del Cantábrico y tomates Raf bañado por Viñas de Gaín blanco ’08. Seguimos con una alcachofa rellena con setas y jamón con foie caramelizado que acompañamos con Viñas de Gaín Blanco pero esta vez de la añada 2005, estaba fabuloso.Más tarde se sirvieron dos vinos para un único plato, fueron dos añadas de Viñas de Gaín tinto, la recién salida 2009 y la 2007 para maridar a la perfección con unas mollejitas de cordero al ajillo.

En el plato principal se hizo la misma operación que en anterior pero esta vez fue con el poderoso Pagos Viejos de las añadas 2006 y 2004, acompañó a las mil maravillas tanto a un fabuloso Entrecot de ternera de Dakota fileteado a la brasa como al postre, coulant de chocolate con helado de vainilla. Juan Carlos nos deleitó con sus palabras sobre la viña de El Pisón. Viña que fue comprada en 1945 por su abuelo, viticultor, que tuvo que aprender desde muy joven el difícil arte de injertar debido a la filoxera y por eso fue uno de los pioneros en la transformación de la viticultura moderna española.El Pisón ya desde sus inicios fue una viña muy famosa tanto por su calidad como por su cantidad de uvas producidas, era muy vigorosa, algo que antes era fundamental.

El propietario de bodegas Artadi nos dio una charla magistral sobre sus vinos, considerados por muchos entendidos una referencia a nivel mundial, pero lo entrañable de Juan Carlos es su sencillez y modestia y resumiría su intervención con una frase: “Al vino hay que llegar desde la libertad”. Desde la Masía de Chencho tenemos la intención de celebrar una cata todos los meses y ya estamos organizando la del mes de febrero.
¿Quién se apunta?